Revista Sputnik

Este blog está dedicado a la desaparecida revista soviética Sputnik.

Aspectos particulares del carácter ruso

Зимник также

El dios eslavo «Zimnik»

El antiguo dios eslavo Zimnik es un anciano encorvado, su pelo es largo y del color de la nieve, lleva puesto un abrigo blanco y siempre anda descalzo. Camina con un báculo de hierro que congela al instante todo lo que golpea, convirtiéndolo a estado sólido. Puede invocar a las tormentas de nieve, tormentas de granizo y ventiscas. Va y se lleva todo lo que quiere, especialmente a los niños que se portan mal.

Por
Dmitri ORLOV

Los recientes acontecimientos, tales como el derrocamiento del gobierno en Ucrania, la secesión de Crimea y su decisión de unirse a la Federación Rusa, la posterior campaña militar contra los civiles en el este de Ucrania, las sanciones occidentales contra Rusia, y más recientemente, el ataque al rublo; han provocado una cierta transición dentro de la sociedad rusa que en mi opinión, es muy poco entendida, si es que acaso, en occidente. La falta de entendimiento sobre esto, pone a Europa en una desventaja significativa a la hora de negociar una salida a esta crisis.

Si bien, antes de estos acontecimientos los rusos se contentaban mucho al considerarse “otro país europeo”; ahora han recordado que son una sociedad distinta, con diferentes raíces culturales (Bizantinas en lugar de Romanas) una civilización que ha sido objeto de atención por parte de occidente, en sus esfuerzos orientados a destruirla una o dos veces cada siglo, ya sea iniciativa de Suecia, Polonia, Francia, Alemania, o alguna combinación de todos los anteriores. Ello ha condicionado el carácter ruso en una variedad de formas muy específicas y de no entenderlas adecuadamente, es probable que esto termine en un desastre para Europa y el mundo.

Aunque parezca que la cultura bizantina carece de importancia en Rusia, de hecho ocupa un lugar clave. Las influencias culturales bizantinas que llegaron junto con el cristianismo ortodoxo, primero a través de Crimea (la cuna del cristianismo en Rusia), y posteriormente a través de Kiev, capital de la Rus (la misma Kiev que ahora es capital de Ucrania); permitieron a Rusia dar un salto milenario en su desarrollo cultural. Tales influencias incluyen la naturaleza opaca y pesadamente burocrática del gobierno ruso, la misma que los occidentales, amantes de la transparencia (en sus vecinos) encuentran tan desconcertante, junto con muchas otras cosas.

A los rusos a veces les gusta llamar a Moscú, la Tercera Roma — tercera después de Roma y Constantinopla — no es una afirmación completamente vacía. No quiere decir que la civilización rusa es derivada de estas, sino más bien que se las ha arreglado para absorber toda su herencia clásica, vista a través de un enfoque claramente oriental, pero el vasto entorno del norte; ha transformado ese patrimonio en algo radicalmente diferente.

Puesto que este tema es de una complejidad abrumadora, me centraré sólo en cuatro factores que me parecen esenciales para comprender los procesos que estamos presenciando.

1. Ofenderse

Las naciones occidentales han surgido en un entorno de recursos limitados y bajo una presión demográfica implacable, lo que en gran medida determina la forma en que responden cuando se sienten ofendidos. Durante mucho tiempo, mientras la autoridad centralizada era débil, los conflictos se resolvían a través de sangrientas guerras, incluso el menor desacuerdo podía provocar que antiguos amigos; se convirtiesen en adversarios instantáneos, y se levantaran en armas. Esto se debe a que aquel era un entorno en el que permanecer en la propia tierra, era clave para la supervivencia.

En contraste, Rusia emergió como una nación en un entorno casi infinito, aunque en su mayoría los recursos estaban bastante dispersos. También heredó la generosidad de la ruta comercial que conducía de los vikingos a los griegos, llegó a ser tan activa que los geógrafos árabes, pensaban que había un estrecho de agua salada que unía al Mar Negro con el Mar Báltico, mientras que en realidad se trataba de ríos con una cantidad considerable de puertos. En ese entorno era muy importante evitar los conflictos, y quienes sacaban sus espadas por una palabra subida de tono, tenían pocas probabilidades de que les fuera bien.

Ruta Comercial (Varegos-Griegos)Por lo tanto, se puede decir que surgieron estrategias muy diferentes para resolver los conflictos, y estas sobreviven hasta nuestros días. Si insultas, ofendes o intentas dañar a un ruso, es muy poco probable que consigas una pelea (a menos que se trate de una paliza demostrativa realizada en un lugar público, o un calculado ajuste de cuentas a través de la violencia). De otra manera, lo más probable es que el ruso simplemente te dirá que vayas al infierno, y luego rechazará tener algo mas que ver contigo. Si la proximidad física hace que esto sea difícil, el ruso estudiará su re-ubicación, se moverá en cualquier dirección que le resulte mejor para estar lejos de ti. Tan común es este proceder en la práctica, que se ha abreviado en un enunciado monosílabo: “Пшёл!” (“Pshál!”), puede ser interpretado simplemente como “Послать” (literalmente, “Enviar”). En un entorno donde hay una cantidad casi infinita de tierra libre donde vivir, una estrategia así tiene mucho sentido. Los rusos viven como personas asentadas, pero cuando tienen que moverse, lo hacen como nómadas, y su principal método para resolver los conflictos, es la re-ubicación voluntaria.

Esta respuesta permanente al insulto es una importante faceta de la cultura rusa, y para aquellos occidentales que no la comprenden, es muy poco probable lograr el resultado que les gustaría o incluso entenderla. Para un occidental, un insulto puede resolverse diciendo algo como “Lo siento!”, mientras que para un ruso, eso es prácticamente sólo ruido, sobre todo si lo dice alguien a quien ya se le ha dicho que se fuera al infierno. Una disculpa verbal que no está respaldada por algo tangible, es una de esas reglas de cortesía que para los rusos son una especie de lujo. Hasta hace un par de décadas, la disculpa rusa estándar era “Извиняюсь” (“Izviniáius”), que se puede traducir literalmente como “Me disculpo”. Rusia ahora es un país mucho más cortés, pero el patrón cultural básico permanece inalterable.

Aunque las disculpas puramente verbales no tienen ningún valor, la restitución sí que lo tiene. Arreglar la situación, puede implicar despedirse de una preciada posesión, o hacer un nuevo y significativo compromiso que refleje un importante cambio de dirección. El punto es que todo esto implique tomar acciones fundamentales y no sólo palabras, porque al final, las palabras pueden sólo empeorar la situación y pasar de la etapa de “Vete al infierno” a la aún menos satisfactoria etapa de “Te mostraré como se hace”.

2. Hacer frente a los invasores

Rusia tiene una larga historia de haber sido invadida desde todas las direcciones, pero sobre todo desde el oeste, y la cultura rusa de alguna manera ha evolucionado en un modo de pensar que es difícil de comprender para los foráneos. En primer lugar, es importante tener en cuenta que cuando los rusos luchan para repeler una invasión (cuando la CIA y el Departamento de Estado de EE.UU. dirigen Ucrania gracias a la ayuda de los nazis ucranianos, ello califica como una invasión), no están luchando por el territorio, al menos no directamente, sino que más bien están luchando por el concepto de Rusia. Dicho concepto afirma que Rusia ha sido invadida varias veces, pero jamás de forma exitosa.

22_june_194122 de junio de 1941: Zapadores de las Wehrmacht cruzan la frontera estatal de la Unión Soviética sin declarar oficialmente la guerra y violando el Pacto de no agresión Germano-Soviético. Fotografía de autor desconocido.

En la mentalidad rusa, una invasión exitosa de Rusia implicaría matar a casi todos los rusos, y como a ellos mismos les gusta decir, “No pueden matarnos a todos.” (“Нас всех не убьёшь”). La población se puede restaurar con el tiempo (se perdieron 22 millones de civiles a finales de la Segunda Guerra Mundial), pero si se perdiese el concepto, se perdería para siempre. Puede sonar absurdo para un occidental escuchar a los rusos llamar a su país “Un país de príncipes, poetas y santos”, pero eso es lo que es — el espíritu ruso, Rusia no tiene una historia — Rusia es su propia historia.

Debido a que los rusos luchan por el concepto de Rusia, en lugar de hacerlo por un determinado trozo del territorio ruso; ellos siempre están dispuestos a retirarse en un primer momento. Cuando Napoleón invadió Rusia, con toda la intensión de saquear el campo en su travesía; se encontró con que todo el campo había sido incendiado por los rusos en retirada. Cuando finalmente ocupó Moscú, la ciudad también había sido incendiada, entonces Napoleón acampó durante un tiempo, pero entendió que no había nada más que hacer ¿acaso atacaría Siberia?. Su ejército estaba sufriendo por la inanición y morirían si quedaban expuestos por más tiempo, así que se batió en una retirada precipitada y vergonzosa, abandonando sus hombres a su suerte. Durante la retirada francesa, otra faceta del patrimonio cultural de Rusia pasó a primer plano: todos los campesinos de todas las aldeas incendiadas por ellos mismos a su retirada; ahora estaba a la vanguardia del avance ruso y esperaban tener la oportunidad de dispararle a algún soldado francés.

138308024550221943: Decenas de miles de cuerpos de soldados de las Wehrmacht yacen apilados en un campo de Stalingrado, luego de haber sufrido su primera gran derrota en el Frente Oriental. Foto: Serguéi Strunnikov.

De igual manera, la invasión alemana durante la Segunda Guerra Mundial fue en principio capaz de hacer rápidos avances tomando una gran cantidad de territorio. Los rusos mientras tanto se retiraron con la misma rapidez, evacuaron a sus poblaciones, reubicaron fábricas enteras y otras instituciones en Siberia reasentando a las familias en el interior del país. A continuación, el avance alemán se detuvo, retrocedió y con el tiempo se transformó en una derrota. El patrón estándar se repitió cuando el Ejército Rojo rompió la voluntad del invasor, la mayoría de los lugareños que se encontraban bajo la ocupación se rehusaron a colaborar con el enemigo, en lugar de eso, se organizaron como partisanos infringiendo el máximo daño posible al invasor en retirada.

Otra estrategia de los rusos para hacer frente a los invasores es confiar en que su propio clima le hará frente al enemigo. Una medida práctica empleada por los aldeanos rusos para librar su casa de bichos; es simplemente evitar calentarlos. Al cabo de unos días con -40 °C o más, las cucarachas, chinches, piojos, liendres, gorgojos, ratones y ratas están muertos. Con los invasores funciona de la misma forma.

1421054080Múrmansk, 68°58′45″, Población: 300,000 hab. 12 de enero: Primera salida del sol en 40 días.
Duración del día: 38 minutos.

Rusia es el país más septentrional del mundo. Canadá está muy al norte, pero la mayoría de su población se extendió a lo largo de su frontera sur, y no tiene las principales ciudades por encima del Círculo Polar Ártico, mientras que Rusia si tiene dos. La vida en Rusia en algunos aspectos, se asemeja a la vida en el espacio exterior o en el océano abierto: es imposible sobrevivir sin tener apoyo vital. El invierno ruso simplemente no se puede sobrevivir sin la ayuda de los lugareños, por lo cuál, todo lo que tienen que hacer para acabar con un invasor; es rehusarse a colaborar. Y si usted piensa que un invasor puede asegurar dicha colaboración asesinando a unos lugareños para asustar al resto, regrese arriba y lea de nuevo la sección “ofenderse”.

3. Hacer frente a las potencias extranjeras

Rusia posee casi toda la parte norte de Eurasia, comprende aproximadamente 1/6 de la superficie continental de la Tierra. Para los estándares de nuestro planeta; se trata de una extensión territorial inmensa. Pero no se trata de un accidente o una aberración de la historia, desde un principio los rusos estuvieron absolutamente impelidos a garantizar su seguridad colectiva, mediante la adquisición de tanto territorio como les fuera posible. Si usted se está preguntando lo que los motivó a emprender tal misión, consulte la sección anterior “Hacer frente a los invasores”.

Si usted cree que las potencias extranjeras intentaron varias veces invadir y conquistar Rusia con el fin de tener acceso a sus vastos recursos naturales; entonces está equivocado: esa posibilidad siempre ha estado ahí para quien lo necesite. Los rusos no son conocidos exactamente por negarse a vender sus recursos naturales, incluso a sus potenciales enemigos. No, lo que los enemigos de Rusia querían era ser capaces de aprovechar los recursos de Rusia, pero de forma totalmente gratuita. Para ellos, la existencia de Rusia era un inconveniente del que intentaron deshacerse a través de la violencia.

Lo que lograron en cambio, fue un precio más alto para sí mismos, una vez que su intento de invasión fracasó. El cálculo es simple: los extranjeros quieren apropiarse de los recursos de Rusia; para defenderlos, Rusia necesita un estado fuerte y centralizado, con un gran y poderoso ejército. Por tanto, lo que los extranjeros pagan, sirve para apoyar estatal y militarmente a Rusia. En consecuencia, la mayor parte de las necesidades financieras del Estado ruso, se satisfacen a través de los aranceles en sus exportaciones de petróleo y gas natural sobre todo, más que de los impuestos pagados por la población rusa. Después de todo, la población rusa ya ha debido pagar demasiado al tener que enfrentar invasiones periódicas; de modo que ¿por qué deberían pagar más?. Por lo tanto, el estado ruso es un estado aduanero: utiliza impuestos y derechos de aduana para extraer fondos de los enemigos que quieren destruir al país y utiliza estos fondos para defenderse a sí mismo. Puesto que los recursos naturales de Rusia no son renovables, el mundo exterior actúa de forma aún más hostil hacia Rusia, finalmente terminan pagando aún más por la defensa con que Rusia les debe hacer frente.

Tenga en cuenta que esta política está dirigida a las potencias extranjeras, y no a las personas nacidas en el extranjero. A través de los siglos, Rusia ha acogido a numerosos inmigrantes, por ejemplo de Alemania durante la guerra de los 30 años; de Francia después de la revolución francesa y muchos más. Más recientemente llegaron afluencias de personas desde Vietnam, Corea, China y Asia Central. El año pasado Rusia acogió a más inmigrantes que cualquier otro país a excepción de los Estados Unidos, un país que está lidiando con una afluencia proveniente de varios países en su frontera sur, debido a que sus políticas han hecho mucho por empobrecer a la gente de estos países. Mientras tanto, los rusos, sin mucha queja están acogiendo a una gran afluencia que incluye cerca de un millón de personas, desgarradas y desplazadas por la guerra en Ucrania. Rusia es una nación de inmigrantes en mayor medida que los demás países, y es una sociedad más multiétnica y diversa que la de Estados Unidos.

4. Gracias, pero tenemos lo nuestro

514821221Otro interesante rasgo cultural de los rusos, es que siempre se han sentido obligados a sobresalir en todas las categorías, desde ballet, patinaje artístico, hockey sobre hielo y fútbol, hasta vuelos espaciales y fabricación de microchips. Usted puede pensar en el champán como un producto francés de marca registrada, pero que yo sepa el “Советское Шампанское” (“Champagne Soviético”) se sigue vendiendo rápidamente durante la víspera de Año Nuevo, y no sólo en Rusia, sino en las tiendas rusas de los EE.UU., ya que aparentemente, las cosas francesas pueden ser agradables, pero simplemente no tienen un sabor lo suficientemente ruso. Para casi todo lo que usted pueda imaginar, hay una versión en ruso del mismo, y los rusos a menudo sienten que es mejor, a veces incluso pueden reclamar que lo inventaron por primera vez (el radio por ejemplo, fue inventado por Aleksandr Popov, no por Guillermo Marconi). Hay excepciones (la fruta tropical es un ejemplo) y se la permiten siempre que provenga de una “nación hermana”, como Cuba. Ese fue el patrón durante los tiempos soviéticos, y hasta cierto punto parece estar regresando ahora.

Fuente: Rosstat.

A finales del período conocido como el “estancamiento” de Brézhnev, Andrópov y Gorbachov; la innovación en la URSS de hecho se estancó junto con todo lo demás, el país perdió terreno tecnológicamente frente al occidente (pero no culturalmente). Después del colapso de la Unión Soviética, los rusos se convirtieron en ávidos importadores de productos occidentales, algo bastante normal, teniendo en cuenta que Rusia no estaba produciendo mucho de casi nada en ese momento. Durante la década de 1990, llegó la era de la burguesía, cuando los importadores de productos occidentales, inundaron el mercado ruso, con el objetivo a largo plazo de aniquilar completamente la industria nacional y convertir a Rusia en un proveedor de materias primas puras. En ese momento el país estaría indefenso ante un embargo y fácilmente sería forzado a renunciar a su soberanía. Esto se define como una invasión por medios no militares contra la que Rusia estaría indefensa.

Este proceso llegó muy lejos antes de toparse con un par de grandes inconvenientes. En primer lugar, fueron las exportaciones de manufacturas rusas y no de hidrocarburos las que se recuperaron, duplicándose varias veces en el transcurso de una década. Este aumento incluyó las exportaciones de granos, armas y alta tecnología. En segundo lugar, Rusia encontró mucho de lo mejor y más barato, gracias a los socios comerciales más amigables de todo el mundo. Sin embargo, el comercio de Rusia con Occidente, y con la UE en concreto, no es de ninguna manera insignificante. En tercer lugar, la industria de defensa rusa, ha sido capaz de mantener sus estándares y su independencia de las importaciones. (Esto no se puede decir de las empresas de defensa occidentales que dependen de las exportaciones rusas de titanio).

Y ahora ha llegado la tormenta perfecta para los compradores: el rublo se ha devaluado en parte como respuesta a la bajada de los precios del petróleo, revalorizando las importaciones y ayudando a los productores nacionales. Las sanciones han minado la confianza de los rusos en la fiabilidad de occidente como proveedores y el conflicto por Crimea, ha aumentado la confianza del pueblo en sus propias capacidades. El gobierno ruso está aprovechando esta oportunidad, acudiendo en defensa de aquellas empresas capaces de efectuar más rápidamente, una sustitución a las importaciones procedentes de occidente. El Banco Central de Rusia ha sido acusado de financiar estasempresas a tasas de interés que hacen a esta sustitución de importaciones — aún más atractiva.

Siberians Standing in Line at Market2 Junio de 1991, Novokuznetsk, RSFS de Rusia, Unión Soviética: Una larga cola de personas en busca de alimentos como tocino y otras carnes, esperan a ser atendidos en la carnicería de un mercado estatal. Tras el estancamiento y como resultado de la Perestroika, su ciudad industrial estaba sufriendo dificultades económicas generalizadas que empobrecían cada vez más a la población. Foto: © Peter Turnley / Corbis.

Algunas personas han querido comparar el contexto actual, con último período, cuando los precios del petróleo cayeron, llegando a los 10 US$ / barril, una situación que en alguna medida, precipitó el colapso económico de la URSS, pero se trata de una analogía falsa. En aquel momento, la Unión Soviética estaba económicamente estancada y dependía de créditos occidentales para garantizar las importaciones de grano, sin la cuales no era posible criar suficiente ganado, algo indispenable para alimentar a la población soviética. Dirigiendo el país estaba un sumiso e irresponsable Mijaíl Gorbachov, un apaciguador, capitulador y charlatán de clase mundial, a cuya esposa le encantaba ir de compras a Londres. El pueblo ruso lo despreciaba y se referían a él como “Mishka el manchado” por su marca de nacimiento. Hoy en día, Rusia está resurgiendo, actualmente es uno de los mayores exportadores de granos en el mundo. Esto ocurre bajo el liderazgo de un desafiante e implacable presidente Putin, quien disfruta de un índice de aprobación de más del 80%. Al comparar una URSS a punto de colapsar con la Rusia de hoy; los comentaristas y analistas demuestran toda su ignorancia.

Conclusiones

Esta parte casi se escribe sola, se trata de una receta para el desastre, de modo que procedo a describir en que consiste dicha receta.

1. Tomar una nación de personas que responden ‘vete al infierno’ cuando se intenta provocarlos, pero que se niegan al conflicto en lugar de pelear contigo. Asegúrate de que este es un país cuyos recursos naturales son esenciales para mantener tus luces encendidas y tus casas con calefacción, para la fabricación de tus aviones de pasajeros, tus aviones de combate, y para un gran número de otras cosas que necesitas. Hay que tener en cuenta, que una cuarta parte de las luces en los EE.UU.; se iluminan gracias al combustible nuclear de Rusia, y que un corte de gas ruso a Europa; sería un cataclismo mundial de primer orden.

2. Hacer que se sientan invadidos, gracias a la instalación de un gobierno que es hostil a ellos, en un territorio que consideran parte de su patria histórica. En realidad la única parte de Ucrania que no es rusa es Galitzia, un territorio que se separó hace muchos siglos. Con esto, la mayoría de los rusos te dirán: “Tú te puedes ir al infierno!” si sientes una afinidad con los neonazis, quédatelos, pero es necesario recordar como es que los rusos se ocupan de los invasores: congelándolos.

Territorios Anexados a Ucrania por Rusia desde mediados del siglo XVI. Mapa: C - Records.

3. Imponer sanciones económicas y financieras, viendo con pena como los exportadores extranjeros comienzan a perder dinero cuando Rusia bloquea sus exportaciones agrícolas como represalia inmediata. Recordemos que este es un país que ha logrado sobrevivir a una larga serie de intentos de invasión, emprendidos por estados extranjeros potencialmente hostiles y en los que Rusia tradicionalmente confió para financiar su defensa contra de ellos mismos. Si esto no se logra, entonces se recurrirá a otras maneras de disuadirlos, como congelarlos por ejemplo. “No hay más gas para los miembros de la OTAN”, parece un eslogan pegadizo, espere y rece para que no vaya a pegarse nunca en Moscú.

4. Organizar un ataque a su moneda nacional, haciendo que pierda parte de su valor, en paralelo a la bajada de los precios del petróleo. Verá decepcionado como los funcionarios rusos se ríen todo el camino hasta el banco central, ya que la baja cotización del rublo; no causó disminución en los ingresos estatales y se mantienen estables a pesar de la bajada en los precios del petróleo, así un potencial déficit presupuestario; queda descartado. Se sentirá consternado porque los exportadores occidentales van a la quiebra, ya que sus productos han sido excluidos del mercado ruso. Hay que tener en cuenta que Rusia no tiene ninguna deuda pública de la que hablar, su déficit presupuestario es insignificante, además posee abundantes reservas de divisas y amplias reservas de oro. También es de destacar, que los bancos rusos han prestado cientos de miles de millones de dólares a las empresas rusas (que se han visto privadas de acceso su sistema bancario debido a las sanciones impuestas). Así que, nuevamente a esperar y rezar para que Rusia no congele los reembolsos de la deuda a los bancos occidentales mientras duren las sanciones, ya que eso quebraría esos bancos.

5. Observarás estupefacto como Rusia firma importantes acuerdos de exportación de gas natural con todo el mundo, excepto con usted, ahora cabe preguntar: ¿Tendrás suficiente gas almacenado si ocurre un corte? Bueno, parece que esto ya no es una preocupación para los rusos, porque los has ofendido, y siendo como son, te dijeron que te fueras al infierno (y que no olvides llevarte a Galitzia contigo), ha llegado la hora de negociar con otros países más amigables.

6. La consternación continúa al ver que Rusia busca activamente los medios para disminuir la mayor parte de sus vínculos comerciales contigo, ahora busca proveedores en otras partes del mundo y productores nacionales para sustituir las importaciones.

Pero aún resta una sorpresa más — algo ultra-secreto por decirlo menos. Rusia acaba de ofrecer a la Unión Europea un acuerdo. Si la UE se niega a participar en el Acuerdo Transatlántico para el Comercio y la Inversión (ATCI) con los EE.UU. (algo que por cierto perjudicaría económicamente a la UE), entonces podría unirse a la Unión Aduanera con Rusia. ¿Por qué congelarles a ustedes cuando todos podemos congelar a Washington en su lugar? Esta es la restitución que Rusia aceptaría por el comportamiento ofensivo que la UE ha tenido con respecto a Ucrania y las sanciones económicas. Viniendo de un estado de costumbres, es una oferta muy generosa. Mucho se ha debatido sobre esto: el reconocimiento de que la UE no representa una amenaza militar para Rusia, y ciertamente no tanto en el carácter económico tampoco. Ya sea el hecho de que los países europeos son muy lindos, pequeños y amables, y hacen quesos sabrosos y salchichas; es necesario entender que su cosecha actual de políticos nacionales, es irresponsable y obediente a Washington, y que necesitan un gran impulso con el fin de entender dónde están los verdaderos intereses de sus naciones… ¿La UE aceptará esta oferta, o van a aceptar a Galitzia como un nuevo miembro para luego “congelarse afuera”?

***

LAS DECLARACIONES Y OPINIONES EXPRESADAS POR EL AUTOR DEL ARTÍCULO
NO REPRESENTAN NECESARIAMENTE EL PUNTO DE VISTA DE REVISTA SPUTNIK.


FUENTES: Club Orlov / Fotografías: Wikimedia Commons, CORBIS, Getty Images, Curso de Ruso & Club Orlov /
Traducción y Arreglos
: C – Records 2015.

3 Respuestas a “Aspectos particulares del carácter ruso

  1. juan manuel rangel castillo 18 julio, 2015 en 19:41

    muy buena informacion

    Le gusta a 1 persona

  2. guillermo 19 julio, 2015 en 02:48

    Genial la redaccion, se lee con gusto y por ser mi señora y sus hijos, Rusos, se muy bien de su caracter, jajj vengo de un lugar si se quiere parecido, se llama Cordoba, y hoy ya no vivo ahi por que es Galitzia…

    Le gusta a 1 persona

  3. Julian 23 noviembre, 2016 en 00:36

    Muy buena informacion pero te equivoscas al decir que Rusia no tiene origen romano sino bizantino. Bizantino y romano es lo mismo que haya sobrevivido el imperio romano de oriente y se haya diferenciado del antiguo no lo exlcuye de ser romano.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: